Causas armadas: “Hacete cargo del muerto porque vas a aparecer flotando en el arroyo”

Causas armadas: “Hacete cargo del muerto porque vas a aparecer flotando en el arroyo”

3Jul21 0 Por Matías Gianfelice

Hace siete años que un homicidio no se esclarece. Un joven albañil, Jorge Nievas, está acusado y detenido. Su familia denuncia serias irregularidades de la policía y la justicia.

En febrero de 2014, en el barrio San José, partido de Moreno, fue asesinado un hombre mientras intentaban robarle el auto. A pocas cuadras vivía Jorge Alberto Nievas. Sin muchos datos más que estos, la policía detuvo a Jorge y desde allí comenzó su calvario. Siete años después sigue preso, el homicidio no fue aclarado y la familia de Jorge no cesó en la lucha, exigiendo su libertad y denunciando que la detención se trata de otra causa armada.

Desde Tramas entrevistamos a la mamá de Jorge, Alejandra:

  • ¿Cómo fue el asesinato del cual acusan a Jorge?

El 26 de febrero de 2014, a seis cuadras de nuestra casa, en el barrio San José del partido de Moreno, asesinan a un hombre que tenía su novia en la zona. Se sospecha que intentaron robarle el auto y lo asesinaron. A Jorge se lo llevan de la puerta de mi casa: la policía le dice que “tenía una denuncia y se tenía que presentar en la comisaría antes de las 17:30hs”. Como mi hijo estaba en conflicto con su ex pareja por mi nieto, pensó que era por eso y se fue tranquilo, me dijo “Ma, ponéme el agua que cuando llego me baño” y no volvió nunca más.

  • ¿Qué hiciste vos?

Como a las 18hs no venía, lo fui a buscar a la primera de Moreno y me dijeron que ahí no estaba. Como me aconsejaron que haga una denuncia en Derechos Humanos, la hice. Ante la intervención de ese organismo, se logró que reconocieran que a mi hijo lo tenían detenido en esa comisaría. En ese lugar lo estaban torturando y le dijeron: “Hacete cargo del muerto porque vas a aparecer flotando en el arroyo, por Catonas. Te vamos a poner una bolsa en la cabeza”. Dos oficiales lo defendieron y tuvieron que dejar de torturarlo. Sin esa denuncia me seguían negando que tenían a mi hijo ahí.

  • ¿Cómo siguió todo en ese momento?

Cuando llegó la abogada del Estado, Gonzalez, mi hijo pidió que le digan que pasaba. La abogada le comenta que la novia del chico asesinado lo estaba acusando del homicidio. Ahí fue Jorge el que pidió que se haga la rueda de reconocimiento ya mismo, porque era inocente y quería volverse a nuestra casa. Cuando se hizo la rueda de reconocimiento, según testigos, la policía hizo que la chica señalara a mi hijo. Como su familia eran vecinos nuestros fui a hablarles (NdR: la familia de la joven se mudó de Moreno luego de que la mamá de Jorge saliera en los medios contando el caso) y me contestaron: “quédate tranquila que si las huellas de tu hijo no coinciden con las del auto, queda libre”. Cuando efectivamente las huellas no coincidieron, se empezó a decir que muchos vecinos habían tocado el auto y que las pruebas no eran válidas. Pero cuando leo la causa, se determina que nadie toca el auto desde que ella sale corriendo hasta que retiran el cuerpo de Nicolás. En el barrio me contaron que la chica es nieta de un comisario retirado de Moreno.

  • ¿Esa noche dónde estaba Jorge?

Esa noche había un partido de fútbol y la novia de mi hijo tenía un cumpleaños de 15 de su familia. Mi hijo iba a salir con ella pero le pedí que se quede. Como ella fue igual, se pasaron toda la noche mandándose mensajes con mi celular y el abogado de ese momento me dijo que era una muy buena prueba. Pero cuando llegó el juicio, el abogado, Sergio Maffia, renunció porque le dieron un cargo de concejal. Le dije que él había vendido a mi hijo, me di media vuelta y me fui. Me engañó como otro abogado, un chanta, el señor Juan Domingo Barrios. Un policía me dijo que sabía que mi hijo era inocente, pero que mejor me pagara un abogado, porque con los abogados del Estado, mi hijo iba a quedar adentro. Pero me estafaron por no tener experiencia ni dinero, fui vendiendo lo poco que tenía y me endeudé con prestamistas.

  • ¿Cómo continuó la causa?

El fiscal Lorenzo, nos arruinó la vida a mi familia y a muchas familias más. Me junté con la gente de “Causas armadas” y son varias las que tiene este fiscal. Fuimos todo el colectivo a la fiscalía a pedirle que aceleren las investigaciones y que nos atiendan. Nos dijeron que nos iban a atender y terminamos todas las personas presas. A mí y a dos chicas más nos llevaron a la comisaría de General Rodriguez y nos dieron por desaparecidas, nos encontró la gente de Causas Armadas y DDHH, sino no sé que hubiera sido de nosotras. A mí no, pero a las otras chicas las golpearon mucho. La policía se quedó con nuestros celulares.

Por el caso del asesinato de Nicolás se llevaron como 20 pibes del barrio, todos flaquitos; cuando la chica en su declaración dice que eran personas fornidas y altas; mi hijo mide 1,74mts. Al chico de la esquina de mi casa lo vinieron a detener también y lo tuvieron que soltar porque tenía el pasaje de ese día que se había ido a Villa Gesell. Como Jorge se quedó en casa porque no lo dejé salir, no tenemos algún comprobante de ese tipo.

  • ¿Hay testigos de que Jorge estaba en su casa?

Los vecinos de enfrente festejaban el bautismo de su nene y como eran de River se cruzaron a cargarlo a Jorge que era de Boca. Como mi hija estaba embarazada y mi hijo quería fumar estaba sentado afuera en ojotas y bermudas. Se presentaron como testigos y los amenazaron, que eran mentirosos y que iban a terminar presos; pero dieron igual el testimonio. En la causa figura como falso testimonio, por lo cual no les creyeron.

  • ¿Cómo fue el accionar de la policía?

Mintieron mucho: le dijeron a la familia de la chica que a mi hijo lo detienen en intento de fuga y armado, cuando en realidad a mi hijo lo esperaron en la puerta de mi casa cuando llegaba de trabajar y le pidieron que se presente en la comisaría antes de las 17:30hs. También dijeron que los vecinos lo quisieron linchar a piedrazos y los vecinos salieron como testigos a favor de mi hijo. Además los policías que vinieron a mi casa, dijeron que se “fueron rápido” de mi casa porque el Sr. Nievas (NdR: el papá de Jorge) los incitaba a la pelea. Yo estoy separada desde que mi hijo tiene 8 años y en muy malos términos, el papá de Jorge jamás lo defendió y menos pudo haber estado en mi casa. Ese mismo día de hecho terminamos peleando en la propia comisaría porque los abogados del Estado querían que les firmemos papeles que yo me negué; ya que la abogada ya le había dicho que él era el culpable.

  • ¿Dónde y cómo está Jorge?

Jorge está detenido en la Unidad Penitenciaria N°49 de Junín, con una carátula de “Homicidio en primer grado con arma de fuego”. No la está pasando bien, hemos recorrido muchos lugares, organizaciones y casi nadie me ha ayudado. Mi actual abogado está llevando las cosas mucho mejor. Deseamos que pronto se haga justicia y Jorge pueda recuperar su libertad.  

Compartí esta entrada en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter