El crimen de Garay no detuvo el desalojo de su comunidad

El crimen de Garay no detuvo el desalojo de su comunidad

17Dic21 0 Por Susana Lara

Un juez de Bariloche dispuso este jueves, una semana para desalojar el territorio de la Lof Quemquemtrew. Llamativo cruce de roles entre dos expedientes.

La justicia de Río Negro otorgó plazo hasta el 23 de diciembre próximo para que la lof Quemquemtrew desaloje voluntariamente el espacio territorial donde se asentó el 18 de setiembre pasado, a pocos kilómetros al noreste de El Bolsón. Se descarta que la comunidad no acatará la orden de desalojo, tal como lo ha planteado en más de una oportunidad.

Esta semana se realizaron dos audiencias públicas en la causa por presunta usurpación de tierras rurales forestadas por un particular. El miércoles, el juez de Garantías Bernardo Campana confirmó como querellante a Rolando Rocco. Al día siguiente, la querella volvió a pedir el desalojo del espacio a través de Ernesto Saavedra, abogado de Bariloche que integra Consenso Bariloche y PPP (proyecto defensa de la propiedad privada patagónica). El juez de instrucción del caso Ricardo Calcagno dispuso el desalojo propuesto por la querella y la Fiscalía, lo que fue impugnado por la defensa de lxs seis imputadxs en el expediente.

Este expediente penal está íntimamente vinculado con otro, el del crimen de Elías Garay e intento de homicidio de Gonzalo Cabrera perpetrados el domingo 21 de noviembre. Uno de los dos imputados como coautores es socio de Rocco y, a la vez, defendido por Saavedra. La Fiscalía de la circunscripción andina a cargo de Betiana Cendón actúa en los dos casos, en uno en alianza con Saavedra contra la comunidad, en otra impulsando la investigación por los crímenes.

Alejandro Morales es unx de lxs mapuche imputadxs por presunta usurpación. También es uno de los testigos presenciales del ataque con armas de fuego por parte de Martín Cruz Freilberg (socio de Rocco) y Marcos Ravasio, empleado. “Si Morales estuvo ese domingo evidentemente no alcanza con los dos retenes policiales” que contralan la circulación de toda persona por el paraje Cuesta del Ternero, reflexionó Calcagno al rechazar la solicitud de la defensa de levantamiento del cerco policial. La identidad de Morales acaparó el interés de Calcagno, pudo advertirse en la audiencia. “¿Hay denuncia por desobediencia a medidas cautelares?”, le planteó a Cendón ante la posibilidad que el testigo del crimen estuviera, esa tarde del 21, violando la restricción de acercamiento al predio en conflicto. En esa fecha había caído la medida cautelar para cuatro imputados, que sí se mantenía para dos mujeres.

Ese cruce de elementos entre los dos expedientes se presenta constantemente, con medidas que hasta ahora no han sido cuestionadas por ninguna de las partes en ninguno de los dos expedientes.

Elías Garay Cayicol

El jueves 23 se cumplirá el plazo para el retiro voluntario de los cuatro varones imputados. En tanto que las dos mujeres tienen prohibido acercarse al espacio territorial. El juego de palabras de los cargos penales no ocultan que el sujeto es la comunidad, incluida la memoria del joven Garay.

Susana Lara

Compartí esta entrada en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter