Covid: amesetamiento de los contagios, crecimiento exponencial de los fallecidos

Covid: amesetamiento de los contagios, crecimiento exponencial de los fallecidos

19Ene22 0 Por Tramas

Mientras los casos de Covid parecen amesetarse en torno a los 110.000 casos como promedio semanal, el número de fallecimientos crece exponencialmente.

El 19 de febrero se produjeron 128.321 contagios en el territorio nacional y 208 fallecimientos.
El hecho que la variante Omicrom, se transite en la mayoría de los casos como una enfermedad con pocas complicaciones, no significa que para todos los contagiados transcurrirá como “una gripecita”. En un porcentaje menor que otras variantes, también genera internaciones y fallecimientos. Al aumentar los casos de contagios, crecen la ocupación de camas en terapias intensivas y los decesos.
El médico intensivista e integrante de la Sociedad Argentina de Terapia Intensiva, Arnaldo Dubin, mostró su preocupación por el incremento de contagios y advirtió que “si volvemos a estar bajo presión en terapia intensiva, nuestra respuesta va a ser mucho más pobre porque venimos de una sobrecarga brutal”. También mostró preocupación por el aumento de los fallecimientos, que según este profesional es coherente con el mayor número de internaciones en terapias intensivas. En la última semana de diciembre los muertos diarios por covid eran 23, pero en diecinueve días estos valores se han quintuplicado para alcanzar en la última semana la cifra de 134. Este número de fallecidos por ahora es mucho menor, que en otros momentos críticos de la pandemia, pero el crecimiento exponencial de los decesos esta prendiendo las alarmas sanitarias.
La apuesta de los sanitaristas que asesoran al gobierno es que el número de contagios se amesete y después empiecen a bajar, algo que ya está ocurriendo en la provincia de Córdoba. Pero si algo ha enseñado este virus es que es muy difícil hacer pronósticos. En consecuencia resulta razonable mantener y aumentar las medidas de prevención, la utilización de barbijos y distanciamiento social. El gobierno y las empresas privadas deberían tomar nota y revisar la decisión de obligar concurrir a trabajar a quienes han sido contactos estrechos.

Compartí esta entrada en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter