Para un 8 de marzo: regalo cubano

Para un 8 de marzo: regalo cubano

8Mar22 4 Por María Victoria Valdés Rodda

Hace más de 90 años (1931) que en Cuba se celebró por vez primera, el Día Internacional de las Mujeres.

Antes, muchísimo antes, las criollas habían reivindicado su voz soberana, en oposición al hombre o junto a este, luchando por la independencia de la Patria. Podríamos hacer una lista larga con sus nombres y sus historias, pero ha querido Tramas.ar, homenajearlas de otra manera, a través del arte poético. A continuación, una selección de letras excelsas de él hacia ella, y también sentires femeninos de la muy diversa índole. Usted decidirá con cuál llevar luz a este día que no siempre abarca un mundo feliz. Para suerte de todas nosotras, en 1959, la Revolución en la Isla nos empoderó, como dueñas y señoras de los espacios públicos, sociales, políticos, culturales, científicos, personales… Por ese camino seguimos andando.

I-Al Partir, de Gertrudis Gómez de Avellaneda (Conocida como Tula. Nace en Santa María de Puerto Príncipe- hoy Camagüey- Cuba. Fallece en Madrid, España el 1 de febrero de 1873)

¡Perla del mar! ¡Estrella de occidente!
¡Hermosa Cuba! Tu brillante cielo
la noche cubre con su opaco velo,
como cubre el dolor mi triste frente.

¡Voy a partir!… La chusma diligente,
para arrancarme del nativo suelo
las velas iza, y pronta a su desvelo
la brisa acude de tu zona ardiente.

¡Adiós, patria feliz, edén querido!
¡Doquier que el hado en su furor me impela,
tu dulce nombre halagará mi oído!

¡Adiós!… Ya cruje la turgente vela…
el ancla se alza… el buque, estremecido,
las olas corta y silencioso vuela.

II – Carmen,  de nuestro Héroe Nacional, José Julián Martí Pérez (Conocido como el Maestro o Apóstol- Nace en La Habana el 28 de enero de 1853. Muere en Cuba, en combate, el 19 de mayo de 1895, en Dos Rios)

El infeliz que la manera ignore

De alzarse bien y caminar con brío,

De una virgen celeste se enamore

Y arda en su pecho el esplendor del mío.

Beso, trabajo, entre sus brazos sueño

Su hogar alzado por mi mano; envidio

Su fuerza a Dios, y, vivo en él, desdeño

El torpe amor de Tíbulo y de Ovidio.

Es tan bella mi Carmen, es tan bella,

Que si el cielo la atmósfera vacía

Dejase de su luz, dice una estrella

Que en el alma de Carmen la hallaría.

Y se acerca lo humano a lo divino

Con semejanza tal cuando me besa

Que en brazos de un espacio me reclino

Que en los confines de otro mundo cesa.

Tiene este amor las lánguidas blancuras

De un lirio de San Juan, y una insensata

Potencia de creación, que en las alturas

Mi fuerza mide y mi poder dilata.

Robusto amor, en sus entrañas lleva

El germen de la fuerza y el del fuego,

Y griego en la beldad, odia y reprueba

La veste indigna del amor del griego.

Señora el alma de la ley terrena,

Despierta, rima en noche solitaria

Estos versos de amor; versos de pena

Rimó otra vez, se irguió la pasionaria

De amor al fin; aunque la noche llegue

A cerrar en sus pétalos la vida,

No hay miedo ya de que en la sombra plegue

Su tallo audaz la pasionaria erguida!

III-Madre, de Nancy Morejón (Nace el 17 de agosto de 1944, en La Habana)

Mi madre no tuvo jardín
sino islas acantiladas
flotando, bajo el sol,
en sus corales delicados.
No hubo una rama limpia
en su pupila sino muchos garrotes.
Qué tiempo aquel cuando corría, descalza,
sobre la cal de los orfelinatos
y no sabía reír
y podía siquiera mirar el horizonte.
Ella no tuvo el aposento del marfil,
ni la sala de mimbre,
ni el vitral silencioso del trópico.
Mi madre tuvo el canto y el pañuelo
para acunar la fe de mis entrañas,
para alzar su cabeza de reina desoída
y dejarnos sus manos, como piedras preciosas,
frente a los restos fríos de enemigo.

IV-Electra y yo, de Elaine Vilar Madruga (Nace en La Habana, en 1989)

“… no juzguéis a los dioses, joven;
 guardan secretos dolorosos. Las moscas”, Jean Paul Sartre”.
 la libertad deformó todo.
lamió las costas del universo
donde la imposibilidad era un coágulo
una angustia de navíos
que desembocaron en el meandro
de la inocencia.
los dioses guardan secretos dolorosos
el desamparo de aguas siempre iguales
donde invoqué la transformación de mis vicios.
por ellos quedé sin nada
perdí la súplica en las procesiones
donde una madre sin manos
sigue siendo reina y puta
víctima intangible de mis dedos
que apuntaron hacia el frente con un golpe.
es necesario dilatar la miseria de lo heroico.
déjenme envejecer como Electra
junto a la culpa
de haber tenido dedos y memoria:
los dioses escupen sus secretos dolorosos
y me dejan envejecer (al fin) como ninguna
hasta la médula de los vicios
hasta la heroicidad de la culpa.
permítanme morir entre las moscas
mientras braman los aplausos y las víctimas.

aquel río no será igual dos veces.
la libertad deforma todo
engulle todo
destruye los pedazos de la historia.

mientras
el tiempo sangra como un puerco
y aplaude
y cruje
y se disfraza:
no siempre soy Electra ,
pero a veces
sí.

Y como cierre, esta reportera, desea dejarles una hermosa declaración de amor. Amor, redondo en su totalidad: a la mujer, al compromiso, a la Patria.

V-Yambos interrumpidos, de Luis Rogelio Nogueras (Conocido como Wichy. Nace en La Habana, el 17 de noviembre de 1944 y fallece el 6 de julio de 1985)

Te amo. La Revolución asciende/Jean Sénac

Ah, si el poema fuera/suficiente para decir: te amo,/muchacha, compañera./Si te pudiera regalar un ramo/de flores y tomarte/simplemente de la mano y caminar;/si pudiera besarte/bajo la noche húmeda, junto al mar/Ah, si con un poema/yo pudiera decirte cuánto te amo,/muchacha, compañera

Pero no.
Éste es el tiempo pleno de la belleza
y tú sabes que te amo, sin noches húmedas, sin mar,
sin flores, sin poemas. El amor respira
y canta en todas partes; las luces del porvenir
pueden verse a lo lejos, en ciertos días claros;
el amor es íntimo y plural,
tuyo, mío y de todos.
Poe eso, qué importa que el poema no pueda
decir lo que tú sabes hoy 19 de algún mes:
que yo te amo
en este tiempo hermoso que es ya
el pasado del futuro;
que yo te amo,
muchacha, compañera.

María Victoria Valdés Rodda desde Cuba

Imagen destacada: 8 Marzo: Pintura cubana de la artista de la plástica Diana Balboa. (www.cnap.cult.cu)

Compartí esta entrada en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter